domingo, 3 de abril de 2016

Voltereta

Voltereta

En el complemento, Monterrey fue un huracán, en todos sentidos.

Carlos Sánchez abrió con un trallazo al poste y a  los dos minutos, Funes Mori se ganó una roja anticlimática, insultando al árbitro por una inexistente mano de Burdisso en el área local.

Con 10, Monterrey jugó aún mejor. Con uno más, en cambio, León se desdibujó.

Para colmo, al minuto 16, recibió un golpe directo a la mandíbula. Fue un tiro de Elías que golpeó violento el travesaño y una contra que Aldo de Nigris definió con un perfecto disparo al ángulo.

Uno a uno ya con Luis Montes en la cancha, pero aún sin claridad.

Pasaron demasiados minutos hasta que Tena se atrevió a romper el guión. Germán Cano por el Gallito para ganar pegada a costa de la seguridad.

Cierto que León pudo ganar: Elías probó de larga distancia y Montes, enjundioso, creó un par de ataques, pero en una pelota parada, a cinco del final, todo cambió.

Pabón cobró larguísimo, Basanta le ganó la carrera a Velarde y a cobrar desde el centro.

Dos por uno doloroso, ante un rival de jerarquía, que tuvo menos hombres, pero mucho más presente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada