martes, 25 de noviembre de 2014

¡Hasta pronto!


Gustavo Matosas dijo un adiós temporal a la afición leonesa al considerar que su ciclo en León ha terminado pero prometió que volvería.

25 de noviembre de 2014

Omar Oseguera

León, Guanajuato.- Se fue. Se acabó. Gustavo Matosas cerró su ciclo al frente del León luego de casi 3 años de estar al frente de un proyecto que inició desde el Ascenso.

Este lunes, vestido de traje y corbata, el uruguayo se despidió del Club, de sus jugadores y demás trabajadores de la institución, para luego en conferencia de prensa hablar de su salida, de sus argumentos que dicen que para él "los ciclos duran 3 años", y de su futuro del cual acotó; "nadie me ha llamado".

En "un día triste", como él lo llamó, el estratega no cerró las puertas de un hipotético regreso en el futuro a "mi León", después de haber encarado nuevos retos en su carrera, mismo que dicen están en la capital del país con un equipo que se dice llamar "La Máquina".

Aquí el adiós del que para muchos ya es el entrenador más importante en la historia de La Fiera.

Matosas no calificó a la liguilla y se fue, como lo había advertido.

"Habíamos dicho que en diciembre decidía si quería continuar o no.

Creo que es un buen momento para cerrar un ciclo, un ciclo que me ha hecho muy feliz, en el que hemos vivido cosas importantes, el campeonato conseguido en el ascenso para llegar a la final, el ascenso, el bicampeonato, dos copas Libertadores, una Concachampions, han sido tres años maravillosos y quiero agradecer a la familia Martínez que me dio la oportunidad de dirigir a este maravilloso equipo, que me respaldó en todos los aspectos. Le agradezco a la gente, me han dado mucho afecto, siempre he sentido su cariño, les digo gracias aunque hoy es un ciclo que termina, estoy convencido de eso, no califiqué y ya está, el equipo necesita nuevos aires".

No es por dinero

El uruguayo aclaró que si se fuera por dinero, lo hubiera hecho hace un año.

"El error es pensar que esto es por dinero, si hubiera sido por dinero me hubiera ido a los 6 meses que dirigí al León cuando ascendimos, pero después de que ganamos el primer campeonato me quedé, porque es como el coche que tengo, la casa donde vivo, tengo el coche que me gusta, la casa donde me gusta vivir y estaba dirigiendo al equipo que me gusta dirigir. Hoy mucha gente cree que me voy por dinero, si fuera por dinero me hubiera ido después de que fuimos campeones contra América, ahí me hubiera ido pero estaba convencido que a los jugadores era un ciclo de tres años que les podía sacar un gran rendimiento, estaba convencido de eso".

Los ciclos

Muchos se preguntan por qué no dura más años en un equipo que quiere y que juega como quiere. La respuesta del "charrúa" es clara.

"Todos tenemos nuestras creencias sobre los ciclos y mi creencia es que duran tres años, no creo que duren cinco, respeto mucho al que crea lo contrario, pero desde mi óptica, los ciclos duran tres años. Con la gran calidad y el esfuerzo que hizo la directiva y la calidad de los jugadores, no fui capaz de clasificarlos a la Liguilla, el torneo fue muy malo, yo soy el responsable, mejoramos al final pero el torneo fue malo".

Volverá

Sin embargo, Gustavo Matosas dijo que en el futuro regresará a los Verdes.

"Es un ciclo que hoy termina, por eso me voy, yo siento que el ciclo con León está terminado. No quiere decir que digo adiós para siempre, quiere decir que necesito nuevos retos, nuevos objetivos en mi vida deportiva y que es un hasta pronto, yo siento esta tierra como mi casa y seguramente voy a volver. Hoy siento que es un ciclo que terminó, hace muchos años que estoy con varios de los jugadores, diez de ellos vienen desde el ascenso y creo que hoy es momento de terminar el ciclo. Los jugadores pasan, los entrenadores pasan, pero las instituciones quedan, no va a pasar nada", apuntó.

¿Cruz Azul? ¿Monterrey?

Por lo pronto, luego de estar con sus hijos, analizará las opciones que ya tiene en la mesa.

"La vida está compuesta de retos, me gustan los retos, León ha sido uno durísimo, con una recompensa maravillosa que es el cariño de la gente. Quiero nuevos retos, necesito nuevos aires, comenzar otro ciclo y dejar todo para que sea exitoso. Tenía un compromiso importante con León, no escuché a nadie que me llamara, no quería saber de nada, no es lo correcto, hoy termina mi ciclo acá y voy a descansar, a ver a mi familia y evaluaré las posibilidades para ver dónde estaré el próximo campeonato. Cuando cierre el ciclo iré al DF para hablar con mi empresario, lo primero que quiero es ir a ver a mi familia, después evaluaré lo que hay que hacer".

Descartó descansar por un año; "año sabático no me voy a tomar nunca, esta es una pasión por lo que hago, lo vivo con el corazón, voy a seguir trabajando porque soy un trabajador como todos, porque hago lo que me gusta y porque lo hago con todo mi corazón, pero hoy necesito volver a casa, estar con mi familia, necesito renovar afectos, ver a mi esposa. En estos meses vi cinco días a mis tres hijos... no puedo hablar de ellos, necesito volver a casa".

No desarmaría al León

Con Gustavo Matosas se rumora se van varios jugadores. Nada de eso, Matosas dijo que no le haría algo así a la institución.

"Lo que nunca voy a hacer es joder a León, no lo voy a hacer jamás, estoy agradecido, me ha dado mucho, han sido tres años importantísimos de mi vida, nunca le voy a quitar a nadie para dañarlo".

Qué le faltó?

Finalmente reconoció que se va en deuda con el equipo pese a todo los que le dio.

"Me faltó ganar la Libertadores, ganar la Concachampions, llevar a León al Mundial de Clubes. Con todo lo que me ha dado la gente, la directiva, los jugadores, estoy en deuda pero tengo un agradecimiento inmenso, con la salvedad que siempre di todo dentro y fuera de la cancha, nunca me guardé nada".

Gustavo Matosas añadió que una tarea que tiene como entrenador es dirigir a una Selección Nacional, objetivo que cumplirá tarde o temprano.

Boselli

'No debe cambiar mentalidad': Boselli

25 de noviembre de 2014

Omar Oseguera

León, Guanajuato.- "El estilo de juego no debe cambiar", declaró el campeón de goleo del Apertura 2014 Mauro Boselli, quien anoche habló de la salida de Gustavo Matosas y de su título de mejor romperredes de la Liga Mx.

El argentino reveló que la despedida del domador con el grupo fue un momento muy duro, pero que deben superar con la mentalidad puesta ya en el próximo torneo, tras haberse quedado cortos en la presente campaña.

"Yo creo que los sentimientos son muy encontrados, yo lo dije en todo momento lo importante para mí siempre lo fue y lo seguirá siendo el equipo y el objetivo no se cumplió por eso desencadena en la salida del profe, es algo que no nos gusta a ninguno de nosotros y es algo triste para todos nosotros y para todos los que seguimos este proceso de Gustavo.

El club y el presidente son conscientes que la forma de jugar del equipo es un estilo que no se puede perder, me parece que traerán aun entrenador similar no se debe cambiar la mentalidad, esto llevo al equipo ascender a primera y llevó al León a ser campeón y no se puede cambiar", comentó.

El sudamericano, quien fue siempre uno de los más allegados a Matosas, externó; "Antes de empezar el juego con Tijuana, el profe en la charla nos dijo que ni él nos debía nada ni nosotros a él porque en todos los entrenamientos en los partidos habíamos dejado todo y en la charla de hoy fue lo mismo agradecimiento que estaba con nosotros y que podríamos contar con él para lo que sea. No hay ningún reproche de su parte para nosotros y ni de nosotros para él".

Del título de goleo

Mauro es un tipo que lleva 40 goles en México ya y que va en camino, si asì lo decide, a ser uno de los goleadores máximos de la institución.

"Sería muy lindo, hay una cantidad muy grande que tiene el máximo goleador, pero si seguimos con esa racha, con esa cantidad de goles por año, sería lindo, si jugara muchos años en León y es algo que me gustaría conseguir, sería lindo pero no es fácil.

El campeonato de goleo en lo personal, uno piensa en hacer muchos goles si puede salir campeón mucho mejor, a medida que iban pasando las fechas en este torneo me di cuenta que podía pelear en este torneo, es algo para los delanteros y en lo personal es algo muy lindo porque ya había salido campeón con el equipo y esto es un logro personal que me deja tranquilo y me hace sentir bien, saber que estoy por el camino correcto y esto es lo que tengo que seguir haciendo para poder lograr cosas importantes".

Finalmente reveló lo que le dijo su ahora ex timonel del logro obtenido; "está muy contento por lo que yo había conocido, antes de empezar el torneo me dijo que quería que saliera goleador, gracias a Dios se lo pude cumplir y es una alegría darle ese gusto me lo pidió antes de iniciar el torneo".

Se va entre lágrimas

Se va entre lágrimas y porras

Papeles pegados por todos lados, con la esperanza de que Matosas se quedara.

El Sol de León
25 de noviembre de 2014

Omar Oseguer

León, Guanajuato.- Llegó temprano al Estadio y lo hizo de traje, uno gris que combinó con una camisa blanca y corbata morada, así como el pañuelo.

Con ese look moderno que tomó hace unos años, muy diferente con el que se dio a conocer en la ciudad.

Adentro del Club, Jesús Martínez Murguía hizo su último intento por retenerlo, pero fue imposible. Afuera, los jugadores y sus caras lo decían todo, una escena digna de un funeral, pese a que algunos saludaron a su ahora ex "domador" como si no pasara nada.

El Presidente felino estaba dolido, tanto que no se presentó en la conferencia de prensa anunciada en el instante, ni él ni Rodrigo Fernández. Solo fue Matosas, en una silla y los medios.

Tomó la palabra, agradeció a todo mundo, dijo que "El Ronal" (utilero) es como su hijo y que Jesús Martínez su eterno amigo. Después respondió cada pregunta para él mismo decidir cuándo pararlas. Se paró rápido y se encaminó a la salida, como lo hizo después de cada partido, sin embargo le pidieron una última foto y accedió al lado de su cuerpo técnico. Posó con su clásica señal, puño apretado y arriba, en señal de batalla.

Más tarde se perdió entre las oficinas, saludó a cada guardia y a cada secretaria, algunas y algunos lloraron, él lo evitó, pese a que sus ojos casi se vencen ante el entorno y ante los cuestionamientos de su familia.

Antes de subir a su camioneta BMW blanca, escuchó un "¡Matosas, Matosas...!" y respondió con un saludo pausado, el último para un grupo de aficionados de La Fiera.

Matosas se fue de León y con él muchas miles de lágrimas de sus hinchas.

lunes, 24 de noviembre de 2014

Mantendrá filosofía


Acepta Jesús Martínez que Vucetich es una opción
El Sol de León
25 de noviembre de 2014

Omar Oseguera

León, Guanajuato.- La baraja de técnicos para sustituir a Gustavo Matosas es amplia y en ella está Víctor Manuel Vucetich, declaró el presidente del León; Jesús Martínez Murguía.

El directivo, pese a estar tocado por la salida de su exitoso entrenador, vislumbró un futuro exitoso del bicampeón con nuevos aires, pero con la base de jugadores que han logrado todo.

"Agradecido con el amigo, estoy seguro que le va ir bien, es momento difícil, pero ojalá que le vaya bien. Es un hombre de palabra y había dicho que si no calificaba se tenía que ir y esa fue una razón importante al igual que otras. Mi idea era que continuara, pero este proyecto sigue y pues ni modo, él tenía contrato y él decidió romperlo.

Ninguno es indispensable, incluido yo, este es un gran equipo, estoy seguro que nos va ir bien, que va a venir alguien muy capaz y demostrar que tenemos grandes jugadores. Es momento de cerrar filas y tomar decisiones importantes para este equipo".

En la mente de Jesús hay varios nombres, incluido el de Víctor Vucetich, de quien resaltó su trayectoria.

"Tenemos opciones muy interesantes de gente muy capaz, tiene que ser un técnico con mucho prestigio, que siga con la filosofía de un fútbol rápido y dinámico. La base se queda, al Gullit se lo dije; esos colores (Chivas) no le quedan.

Víctor ha hecho una gran carrera, conoce la plaza, conoce la afición no lo descartaría, hay formas, pero no lo descartaría porque ha hecho una buena carrera".

Que el estilo siga

"Chuchín" adelantó que el estilo de juego que impuso Matosas debe respetarse sea quien sea el técnico.

Y es que los objetivos siguen ahí; más títulos y por qué no, otro bicampeonato.

"Fueron tres años de buenos resultados, de mucho trabajo, se escucha difícil mas no imposible hacer lo mismo. También hay que decir que el equipo ha cambiado mucho, antes nadie quería venir y hoy diario suena mi celular de promotores, jugadores, eso quiere decir que se ha hecho muy buena chamba. No se podrá vivir lo mismo porque el ascenso es inolvidable, pero tenemos que competir con grandes equipos, es complicado más no imposible".

Tres o cuatro cambios

Finalmente Martínez Murguía no quiere muchos cambios.

"Son rumores, son todo en estas fechas, cada 5 meses es una realidad, muchos clubes me llaman porque tenemos buenos jugadores, hay que hacer 3 ó 4 ajustes que salgan y que vengan y repito, tener esta filosofía de juego".

Por lo pronto, dentro de los planes del equipo está jugar el 3 de enero en los Estados Unidos.

Altieri también se va


El Sol de León
25 de noviembre de 2014

Omar Oseguera

León, Guanajuato.- Gustavo Matosas planea llevarse a su próximo destino al cuerpo técnico que tuvo en el León. A Sergio Martínez y Edwin Santibáñez como auxiliares y a José Altieri como preparador físico.

El uruguayo lo dijo ayer en su última visita al estadio León.

"A mí lo que me gustaría es que todo mi cuerpo técnico me acompañara, hicimos una gran familia, son gente de muchísima capacidad, son cosas que vamos a evaluar en los próximos días".

Y aunque solo es cuestión de tiempo para que esto ocurra, el que ya lo aseguró es el argentino José Altieri, quien llegó al equipo con el Grupo Pachuca y que vivió los procesos de Milton Queiroz, Pedro Muñoz y Gustavo Matosas.

"Me voy con Gustavo, hemos encontrado una forma de trabajar ideal y vamos a seguir juntos", dijo el preparador físico antes de abordar su automóvil ayer y tras despedirse del personal de la institución.

Altieri ha sido fundamental en el equipo, pues con su metodología de trabajo puso en forma a Rafael Márquez para su cuarto Mundial, así como a varios de los jugadores que encontraron su mejor forma en su carrera, como Luis Montes o Carlos Peña.

Así, el argentino esperará la llamada de Gustavo Matosas para partir con él a su próximo destino.

Es un hasta pronto

‘Es un hasta pronto’: Gustavo Matosas
REGINA YEPEZ / Publicada el 25/11/2014

Gustavo Matosas junto con su cuerpo técnico, tras anunciar su salida del conjunto esmeralda.

El Estadio León, escenario de la infinidad de triunfos que Matosas cuajó, enmarcaron también su despedida; pasadas las 10:30 de la mañana, el domador ofreció una conferencia de prensa en solitario, con lista de agradecimientos en mano, con sus inseparables lentes oscuros, sólo confirmando su despedida.

“Según lo que había planteado hace dos o tres meses, luego de no entrar a la Liguilla no queda más que seguir adelante; hablé con Jesús Martínez y le dije que no continuaba”.

Las lágrimas las soportó porque la lista fue larga: agradeció a directiva, jugadores, afición “poca madre”: “cuando llegué, ‘Chavicos’ me dijo: no sé cómo te va a ir en León, pero habrá un antes y un después”... no se equivocó.

“Es un buen momento para cerrar un ciclo, uno que me ha hecho muy feliz, en el que hemos vivido cosas importantes, el campeonato conseguido en el ascenso para llegar a la final, el ascenso, el bicampeonato, dos Libertadores, una Concachampions, han sido tres años maravillosos y quiero agradecer a todos, a la familia Martínez que me dio la oportunidad de dirigir a este maravilloso equipo, a todos los jugadores que cuando entraron a la cancha dejaron todo”.

¿Por qué irse cuando no clasificar a la Liguilla no es un fracaso luego de un ascenso y de dos campeonatos?

Es un ciclo que hoy termina. No quiere decir que digo adiós para siempre, quiere decir que necesito nuevos retos en mi vida deportiva y que es un hasta pronto, yo siento esta tierra como mi casa y seguramente voy a volver. Los jugadores pasan, los entrenadores pasan, pero las instituciones quedan, no va a pasar nada.

¿Tomará un año sabático?

Año sabático no me voy a tomar nunca, voy a seguir trabajando porque hago lo que me gusta y lo hago con todo mi corazón. Todos tenemos nuestras creencias sobre los ciclos, mi creencia es que duran tres años, no creo que duren cinco, respeto mucho al que crea lo contrario, pero desde mi óptica, los ciclos duran tres años.

Lo tiene todo ¿por qué irse?

No me voy a atornilllar a la silla para cobrar el sueldo, no voy hacer eso, no entré a la Liguilla, ya está, se acabó el ciclo. En este momento lo que tiene que primar es la razón, yo siento que el ciclo se terminó.

Ofertas no le van a faltar, ¿ha pensado en buscar otros horizontes?

Tenía un compromiso importante con León, no escuché a nadie que me llamara, no es lo correcto, hoy termina mi ciclo acá y voy a descansar, a ver a mi familia, necesito volver a casa, ir por mis hijos a la escuela, pasar las tardes con ellos, ya después veré.

¿Por qué no irse antes?

Mucha gente cree que me voy por dinero, si fuera así me hubiera ido después de que fuimos campeones contra América, ahí me hubiera ido, pero estaba convencido que a los jugadores era un ciclo de tres años que les podía sacar un gran rendimiento. Es como el coche que tengo, la casa donde vivo, estaba dirigiendo al equipo que me gusta dirigir.

Es un reto superar lo hecho en León, ¿visualiza que algún día regresará como rival?

Mi reto es ése, superar lo hecho, la vida está compuesta de retos y me gustan, León ha sido uno durísimo, pero con una recompensa maravillosa que es el cariño de la gente. Espero no enfrentar a León, no me gustaría, pero no puedo pedirle nada a la afición, me han dado demasiado, como me quieran recibir está bien porque hay un recuerdo imborrable en mi vida que se llama León, La Fiera, mi León”.

¿Qué le faltó con León?

Me faltó ganar la Libertadores, la Concachampions, llevar a León al Mundial de Clubes. Con todo lo que me han dado la gente, la directiva, los jugadores... estoy en deuda, pero tengo un agradecimiento inmenso, con la salvedad que siempre di todo dentro y fuera de la cancha.

¿Que les dijo a los jugadores?

Fue mi peor día, horrible. Les agradecí por todo lo que me habían dejado, por lo que me hicieron vivir, por esos momentos maravillosos, cuando te vas así el jugador no te dice nada porque estás como en shock; pero lo bonito es que el futbol tiene esa gran coincidencia de que sea redondo como el balón.

¿Con qué se queda en estos tres años?

El ‘vamos a volver’ era mi grito de guerra, pero no lo quiero volver a escuchar. Me quedo con el día del ascenso, con el partido que jugamos en Neza o cuando jugamos contra Necaxa ante cinco mil é seis mil personas. El juego contra Lobos (BUAP) que íbamos perdiendo, entró Luisito (Montes) y dimos la vuelta, fueron muchas cosas… muchos momentos.

¿Cuáles son los requisitos que debe cumplir el equipo que dirija?

Que quiera salir campeón. Vengo de equipos humildes, tuve la suerte de tomar en Uruguay al Danubio y salimos campeones. Han sido equipos humildes, no me asusta nada. Lo que pido es que quieran ser campeones.

¿Le cayó el veinte de que hizo historia con León?

Creo que si hay un animal representativo es el león, es Fiera, es garra, es lucha. El veinte que me ha caído a mí es que yo me la he pasado a toda madre, he disfrutado cada que el equipo entra a la cancha, cuando jugamos de verde, de blanco, de rosado, cuando veo a la gente que ama al equipo, me la he pasado muy bien.

Vucetich guarda amor

Vucetich guarda amor por León
REDACCIÓN / Publicada el 24/11/2014

Víctor Manuel Vucetich guarda un gran cariño por León, donde consiguió su primer título en Primera División.

“(Víctor Manuel) Vucetich es el ideal, creo que León necesitaría alguien de su calidad para mantener el gran trabajo que ha hecho Matosas”, comentó Gustavo Reyes, seguidor de la Fiera.

Como Matosas, Vucetich consiguió el ascenso del León y un título en el máximo circuito. El mexicano lo hizo entre 1990 y 1992 y Matosas lo consiguió entre 2012 y 2014, con la ventaja de tener dos coronas de la Liga MX, aunque en torneos cortos.

Hace diez días, recordando este paso por la Fiera, Vucetich reveló su cariño por la ciudad, sin que esta nostalgia significara alguna presión para el cargo de Matosas.

“Siempre queda ese recuerdo, siempre queda esa alegría (por el título de 1992) y siempre queda esa posibilidad (de volver a León), siempre hay que darle tiempo al tiempo, porque es el único que nos puede decir qué camino vamos a tomar y bueno, el gusto por el León por supuesto que siempre va a estar”, comentó Vucetich en entrevista para la revista Soy Fiera.